No creo en el arte, solo creo en la supervivencia. / I don´t believe in art, I just believe in survival.

miércoles, 30 de mayo de 2018

Firma Feria del Libro de Madrid


Os espero este viernes 1 de junio en la caseta 195 de 20:00 a 21:30 con Niñas y La inutilidad de los miércoles porque no hay nada más hermoso que el feedback con lxs lectorxs. Si no podéis ir ese día, ellos seguirán allí toda la Feria en la maravillosa caseta de Huerga & Fierro, donde todo el mundo es bien acogido. Si nos vemos, pues nos besamos, nos abrazamos y charlamos. Que es lo bello de la Feria. Si no, abrazad a las Niñas y a los fantasmas de los miércoles cualquier otro día. Os beso de todas formas.

martes, 6 de marzo de 2018

Mi primera casa

Fuiste mi primera casa dos
niños a los que dejaron solos
un fin de semana muy largo
cocinábamos mal no sabíamos
nada más que la música y qué
más se necesita saber que la
música Yo sigo siendo una
niña salto en el colchón que
tengo tirado en el suelo pero
estoy tan triste que ya no
canto Tuvimos el gato más
hermoso y le amamos los dos
por igual solo tú le acompañaste
mientras moría yo tenía entonces
aún miedo a la muerte quizás por
la música o porque ambos éramos
niños que jugaban a las casitas
cada mueble nuevo era como
llegar a la cima de una montaña
Un día quise ser una madre para
volver a ser una niña y abandoné
nuestros juguetes la niña que ya
era y que soy se enfadó conmigo
lo sé ahora que ha empezado a
hablar y me castiga mirando
a la pared llena de sangre mientras
tiemblo Entonces oigo nuestra
música y sueño con cortarte el
pelo y recuerdo la mañana en que
tuve el presentimiento de que ibas a
morir quizás en ese momento agoté las
lágrimas por perder tus ojos pequeños 

lunes, 12 de febrero de 2018

Hormigas

A PAPÁ


En una hilera cada vez
más negra las hormigas
huyen presienten la lluvia
el miedo al agua las
conduce a los centros
comerciales a las peluquerías
a los cajeros automáticos
caminan sobre el surco que
marcaron otras hormigas antes
de que caiga la lluvia arrítmica
se refugian en un bar y beben
y vuelven a beber el líquido
estancando que no les roza
las manos Desde dentro ven
cómo cae la lluvia mientras
se prueban unos zapatos al
ritmo de la música no ven
a la niña empapada hasta
las vísceras ni al padre que
le seca el pelo contándole un
cuento las hormigas y me
quedo sin dedos todas las
que ríen en sillas de madera
calculando qué han pedido
sin ser eso lo que quieren
La lluvia habrá borrado los
caminos de memoria la
hilera cruzará los mismos
semáforos y el padre besará
a la niña invisible y mojada 

lunes, 5 de febrero de 2018

Hay un insecto

hay un insecto en la puerta del
supermercado se retuerce y
sus patas se mueven empujando
lo que no conoce el dolor el
color amarillo asoma entre su
cáscara bate las alas pegadas
a la mugre del gris de la acera
donde hablan donde arrastran
los carritos y compran cupones
soñando con la suerte bate las
alas que ya no merecen ese
nombre y roza el resto de un 
cigarillo al voltearse Cuánto
durará esta agonía tan pequeña
no sería egoísta quien lo pisara
y terminase con todo esto de una
puta vez La rueda de un carrito le
pasa por encima dos ancianas
hacía unas horas que no se veían
esperando en la consulta del médico
iban a recoger sus recetas


jueves, 25 de enero de 2018

La voz de los cuervos



A Dionisio Cañas


Amor, la voz de los cuervos
hablando de dentífrico nos
persigue A nosotros que
sabemos que querernos es
vivir tú dentro de un vientre
y yo dentro de otro

miércoles, 17 de enero de 2018

Llevo el olor

Llevo el olor del amanecer en una
plaza junto a un mendigo al que cogimos
prestada su guitarra el de tantos cuerpos
que abandonaba vistiéndome al borde
de la cama el del mar una noche de
otoño cubierta solo con mis bragas
negras y una fotografía borrosa Llevo
el olor de casas del color de sus edredones
el de las fiestas hasta la madrugada
en sillones o en la hierba o el de follar
en un parque o en un baño público
Llevo el olor repugnante del primer
beso de la sangre en el colchón de la
cama de mis padres y esa náusea y esas
canciones que cantábamos el olor de tantas
ciudades del mar Caribe y de su diosa
del alcohol absorbido por mi falda entre
maricas y bolleras el olor del coño
de las mujeres el de las pollas de los
hombres Llevo el olor de muchas
vidas dentro hasta de la que me sacaron
de las entrañas Ya no huelo más Me
escondo de quienes me buscan solo
quiero el olor de la sangre del sueño
Abrir la nevera es empezar una nueva
vida y las he agotado todas oliendo 

lunes, 15 de enero de 2018

Poemas en "Las razones de la poesía", La Razón.


Gracias a Pedro Alberto Cruz por pedirme unos poemas para esta maravillosa sección pues es un milagro que un periódico dedique una página a la poesía. Gracias también por su magníficas palabras sobre mi poética en las que me he visto totalmente reflejada. Aquí tenéis la página con dos poemas: "Parí mi celda" (inédito) y "Hablar es sin muebles" (Volveré mucho más tarde de las doce, Egales-Desatada); y, como siempre, mis besos.

lunes, 11 de diciembre de 2017

MI CASA

A Favio. Siempre, a Favio.


Mi casa tiene una mochila verde que
cuelga de sus hombros cada mañana
al salir hacia el colegio Me deja a la
intemperie de los cojines verdes y el té rojo
sangre que espera salir por unas venas
inquietas asustadas rebeldes encerradas
en un cuerpo sucio que tiembla bajo el
agua estancada Mi casa regresa junto
a mis manos asesinas de piel y la beso
en los labios en su voz encuentro esas
ventanas abiertas el aire me mueve el
pelo respiro mientras habla el idioma
de quienes no odian todavía del todo
Mi casa siempre tiene muchas cosas
importantes que contarme que le duelen
un poco que le hacen sentirse la casa
más bella del campo no les tiene miedo
a los árboles Mi casa me salió de dentro
de entre las vísceras recortada yo como
un cadáver fresco ajeno con las manos
atadas en forma de cruz escuché llorar
era el ruido que hace una puerta al
abrirse También lloré porque al fin
estaba en casa aunque era nómada
y seguiría andando por los bordillos

jueves, 23 de noviembre de 2017

Poeta invitada en el SLAM VLC en Valencia


Este sábado 25 de noviembre, tendré el honor de ser la poeta invitada al SLAM VLC del KAFCAFÉ en Valencia. Ganazas. Además de escucharme recitar poemas de mi último libro La inutilidad de los miércoles (Huerga & Fierro Editores), podréis ver las piezas visuales que forman el trabajo colectivo Trece miradas a un mirlo, en el que participaron poetas como Dionisio Cañas, David Trashumente, María Eloy García, María Salgado... En resumen, que vengáis, que tengo muchas ganas de aullar cerca del mar.
Os beso a todxs.

sábado, 21 de octubre de 2017

Mientras tú follas



A David Redondo Bomati


Un anciano dice “aaaaaaaa” para que le introduzcan
el respirador automático mientras tú follas con tu
novia los enfermeros bromean con zuecos morados
mi camilla vibra se golpea con la de un hombre que
grita que le corten la polla y hace los mismos ruidos
que tú haces mientras en casa follas con tu novia gime
de dolor dejo de escribir para que me midan la
temperatura aún estoy viva mientras tú follas con tu
novia en casa no soy alérgica a ningún medicamento
colocan un biombo cerca de mi camilla aquí todo es
una alarma una sorpresa una fiesta de cumpleaños
podrida y tú follas y follas y gimes y no sabes qué
es esto pues para ti un dolor de cabeza es el fin del
mundo hacer la compra una catástrofe pero este olor
a voces que se mezclan mientras tú follas es peor
que el de tu sudor porque existe y muere en la garganta

Artículo en El Mundo


El pasado 10 de octubre, Día de las Enfermedades Mentales, la periodista Rebeca Yanke publicaba un maravilloso artículo en el que me dio voz para hablar abiertamente de mi Trastorno Límite de la Personalidad  y de mi último poemario, La inutilidad de los miércoles (Huerga & Fierro Editores, 2017) en el que expreso con voz poética mi relación diaria y mi lucha con este trastorno. Quiero agradecerle este espacio de visibilización y lugar de encuentro con otras personas que también lo padecen bien como "pacientes" en perpetua lucha contra este duro trastorno tan difícil de tratar, bien para aquellxs valientes que lxs acompañan y apoyan con todo su amor y generosidad. He recibido un enorme feedback, lo que quiere decir que este artículo ha cumplido con creces su misión. Creo que es muy importante encontrar a gente que sienta lo mismo que tú para que la que la lucha sea más llevadera ya que, por mucho intentes explicar lo que es, solo se entiende lo has sufrido. Por eso también me decidí a publicar La inutilidad de los miércoles, para poner en palabras (imágenes, símbolos, metáforas...) lo que es mi convivencia con el Trastorno Límite de la Personalidad. No más silencio que lleva al estigma. Espero que todo esto sirva para algo. Yo, por mi parte, seguiré hablando y aullando en mi nombre y en el de todxs mis compañerxs.

Si no lo habéis leído, aquí tenéis enlace:

Os beso a todxs, como siempre. Pero hoy especialmente a las personas que sufren un trastorno mental grave y a quienes las acompañan.

viernes, 29 de septiembre de 2017

Cuchillos

Sacas el cuchillo del silencio para
rajar el estómago de la guerrillera
su lucha no es con armas y los pies
heridos de otras guerras echan
marcha atrás dejando un surco que
no es camino sino llanto al mirar
la nevera el sofá donde descansabas
tras el vómito al recordar la placenta
sobre aquella mesa plateada como
si estuviera en venta La guerrillera
nunca pelea con espadas recoge el
agua que no cabe en los cubos peina
a las mujeres desdichadas y sabe que
pierde la batalla aunque apriete muy
fuerte los dedos contra los árboles
porque anda descalza y vuela por
encima de las perfumerías de los
centros de belleza acoge a quienes
se marcharán dejando un cabello
rubio enganchado en sus plantas
La guerrillera está sola pero no
necesita un ejército ni un uniforme
para amar la periferia de la vida
aunque sabe que miles de cuchillos
estarán siempre apuntándola

jueves, 31 de agosto de 2017

Parí mi celda

Parí mi celda tres kilos
cuatrocientos cuarenta
gramos de barrotes de
carne se cortó un cordón
y cayó sobre mí una jaula
llena de miedo un mundo
pequeño con la gran
amenaza de la supervivencia
yo que acunaba a la muerte
y ella me cantaba hermosas
canciones amor cuando se
apagaban las luces de todas
las ventanas parí mi celda
cogí en brazos a ese hermoso
monstruo lleno de vida y supe
que querer era eso el deseo
sin culpa de asesinar a cualquiera
que a mi cría le provocara
una sola lágrima Parí mi celda
y en un instante se fueron
el mar y las montañas
cuando acunaba a la muerte
gritaba para no escuchar sus
canciones de amor nuestra
bella historia debía terminar
porque en mi celda no había
espacio para ella Cuando
se apagaban las luces
de todas las ventanas tenía
que ser valiente pero no lo soy
y tengo miedo y quiero huir
al mar y al campo caminar
descalza hasta que me ahogue
aún soy una niña asustada que
prefiere morir Parí mi celda
y sé lo que es amar tengo tanto
miedo que aúllo mientras mi
hijo feliz juega De mi cabeza
no puedo sacarme esas bellas
canciones de amor

jueves, 20 de julio de 2017

Porque yo amo el mar y la sangre

Porque yo amo el mar y la sangre
piso todas las tierras posibles nado
todas las aguas que alcanzo y
paro un hijo a través de una herida que
me parte para siempre la muerte
Porque el mar y la tierra plagados
de cadáveres de dioses y de campesinos
de animales devorados por seres
hambrientos palpitan me tragan me
roban lo que no quiero para hacerme
gota grano de arena descalza desnuda
de miedo tan pequeña el pasado no
cabe ni necesito llaves para abrir
una puerta ni palabras Porque yo
amo el mar y la sangre y la tierra
que se clava en mis pies lo demás
es solo un monstruo negro cargado
de bolsas de plástico con plástico
dentro que olvidó que mueren los
niños y que no son sabios todos
los viejos

lunes, 17 de julio de 2017

Artículo en El Periodico


Gracias a Núria Marrón por escribir este artículo y desarticular el mecanismo de patologización: el silencio.

Para leerlo en formato digital, pinchar aquí.

También se puede leer el artículo en El Periódico de Extremadura y tiene una versión en pdf, pinchad aquí.

Os beso a todxs, como siempre.

miércoles, 28 de junio de 2017

Cangrejos

íbamos al mercado mientras limpiaban el pescado miraba a los cangrejos que vivos buscaban una estrategia para escapar de esa caja abierta cubierta de redes verdes y duras a las que se adherían algunos conseguían salir saltaban caían a un reguero y caminaban otros en la parte exterior tenían peor suerte no se libraban de la redada automática que el pescadero realizaba cada cierto tiempo y los colocaba de nuevo en el interior de la caja de madera con sellos de colores desteñidos por la humedad impresos en algún lugar con mar unos encima de otros asustados luchando por volver al agua pisándose con sus patas de insectos acuáticos y resbalando en un mundo de caparazones yo observaba con mis sentimientos encontrados la aventura de la fuga y de la muerte mi hermano y yo siempre queríamos ir a ver a los cangrejos quizá por entonces ya éramos crueles

miércoles, 21 de junio de 2017

Sillas azules

no me sostienen las sillas
azules los brazos que esconden
aprietan mi roca llena de
muescas y me hundo al compás
de la voz de la recepcionista
que pide el DNI y dice horas
días Las sillas azules se tragan
a sus habitantes con sabor a
hierro y almohada cubierta
de vómito La voz de la recepcionista
es un cuchillo en el brazo que 
alimenta a sus crías con 
el pelo recogido y mancha
la vajilla con el sufrimiento
ajeno que no toca más
que su impresora gris
Al entrar por el estrecho pasillo
plagado de puertas como en
un cuento de los que aterran
pienso si sabe de dolor
una margarita en medio del campo

jueves, 1 de junio de 2017

11B

No pueden los tubos ni
los guantes azules romper
la roca y sangra la nariz
la cama 11B vomita restos
blancos de una muerte que
se escapa y deja a un cuerpo
en bata de pequeños lunares
negros que llora porque
otra vez debe volver a abrir
los ojos a la luz del pasillo  

Firma en la Feria del Libro de Madrid


Este domingo de 19:00 a 21:00 firmas en la caseta 131 de Berkana. 
¡Os espero y os beso! Como siempre